Skip to main content

Proyectos: ZEOCIDE

You are here

Desarrollo de zeolitas biocidas para su uso en diversas matrices.

LINPAC Packaging participa en el proyecto ZEOCIDE para el desarrollo de zeolitas biocidas para su incorporación en diversas matrices empleadas por los sectores de la construcción, la cerámica y el envase.

Las zeolitas son minerales compuestos inorgánicos cristalinos basados en silicatos de aluminio y sodio u otros metales como potasio, calcio, etc. Estas zeolitas tienen una estructura porosa que puede acomodar a un amplio rango de cationes metálicos. El proyecto ZEOCIDE pretende aprovechar las propiedades de las zeolitas como sistemas de liberación controlada de sustancias o agentes con propiedades biocidas. El desarrollo de materiales (de construcción, cerámica y envases) con zeolitas liberadoras de biocidas permitiría aumentar la vida útil de los materiales de construcción y cerámica, así como de los alimentos que contienen los envases.

Aplicación al envase: conservación de productos frescos

En el sector del envase, el proyecto trabaja en la obtención de materiales activos  basados en PET capaces de servir como vehículos para la liberación controlada, a lo largo del tiempo, de sustancias con propiedades biocidas o antimicrobianas. En esta línea de investigación también se persigue la aplicación de nanocápsulas que aporten un valor  añadido  al envase aumentando su capacidad de mantener las propiedades mecánicas, térmicas, de sellabilidad y, sobre todo, de propiedades barrera (baja permeabilidad) a gases similares a los empleados habitualmente para la conservación de productos frescos.

 




El demostrador escogido por el proyecto para la validación del material de envase desarrollado ha sido la carne fresca de pollo con el objetivo de alargar de 3 a 4 días más su vida útil sobre los 4 y 10 días de vida útil natural del producto, dependiendo del tipo concreto de producto y de las condiciones de almacenamiento.  Aumentar la vida útil de este tipo de producto es una tarea que ocupa y preocupa de modo importante a las empresas del sector de la alimentación ya que permitiría alcanzar importantes beneficios tales como reducir las pérdidas por deterioro del producto durante el almacenamiento y la comercialización, extender la zona de distribución, Incrementar las ventas, dotar de mayor valor añadido al producto y diferenciarlo frente a la competencia.

En el proyecto financiado por el Programa Nacional de Cooperación Público-Privada-subprograma INNPACTO del Ministerio de Economía y Competitividad participan empresas de distintos sectores y centros tecnológicos como Nutreco, Català Restauradors, IQE (Industrias Químicas del Ebro), ITENE (Instituto Tecnológico del Embalaje, Transporte y Logística), AIDICO (Instituto Tecnológico de la Construcción) y IVC+R (Institut Valencià de Conservació i Restauracióde Bens Culturals).